Compartir
Sonora en alerta sanitaria; vienen días más difíciles

Sonora en alerta sanitaria; vienen días más difíciles

Por Arturo Soto Munguía

El mismo día que en Sonora se confirmaron tres nuevos casos de infectados por el Covid 19 para sumar ocho, la gobernadora Claudia Pavlovich dio un paso al frente y firmó un decreto para declarar la emergencia sanitaria temporal que será operada a través de una estrategia previamente consensuada con sectores productivos y distintas fuerzas políticas, liderazgos sociales y desde luego, autoridades del sector salud.

La declaratoria fue bien acogida en la sociedad sonorense, aunque con las naturales reservas por lo que implica en términos del aislamiento social y la semiparalización económica que sin duda provocará serios deterioros en la vida productiva del estado.

La declaratoria se da en un momento que nadie hubiésemos querido que llegara, en el que la disyuntiva obliga a privilegiar la salud sobre la economía. Y siempre habrá una o muchas maneras de sortear una crisis, pero hasta ahora no se conoce ninguna para devolver la vida a quienes la pierdan (o la perdamos, Dios guarde) por la pandemia.

El asunto es más serio de lo que algunos piensan. La prospectiva trazada por las autoridades de Salud en Sonora estima que la cifra de contagiados puede llegar a 30 mil y la de muertos acercarse a los 300 si no se aplican desde ahora medidas drásticas.

De hecho, el gobierno federal anunció más tarde, a través del vocero presidencial para este tema, Hugo López-Gatell un plan de contingencia que también ordena reducir al mínimo de actividades esenciales las actividades en los sectores público y privado. El aislamiento y la distancia social siguen siendo los principales mecanismos para romper la cadena de contagios.

La estrategia en Sonora consta de cinco puntos que a continuación sintetizamos:

1.- Fortalecer el “Quédate en casa” en una alianza de sectores económico, social y gubernamental para evitar contagios masivos que podrían saturar clínicas y hospitales.

2.- Mantener sólo las actividades esenciales incluyendo al sector productivo, cuyos liderazgos han aceptado la medida, garantizando el abasto de productos y medicinas elementales para la salud y la vida.

3.- Establecer un programa alimentario para personas vulnerables: ancianos, niños, enfermos de diabetes, hipertensión y otros padecimientos que los vuelven presa fácil del virus.

4.- Determinar condiciones para regresar a la normalidad una vez pasada la contingencia, creando un fondo especial de 500 millones de pesos para la micro, pequeña y mediana empresa.

5.- Garantizar que el gobierno del estado siga trabajando con servicios accesibles desde casa, vía teléfono o internet, con 461 trámites y servicios.

La gobernadora pidió la solidaridad de todos, especialmente de los alcaldes de Sonora para que se sumen a esta estrategia, algo que ya han venido haciendo de manera muy activa en Hermosillo, Cajeme, Guaymas, Navojoa y otras ciudades importantes. En varios municipios del Río Sonora, la sierra y el desierto se ha declarado incluso un toque de queda por las noches.

Es, sin duda, momento de sumar, de enfrentar juntos la pandemia. Es natural, sin embargo, que algunas voces insistan en sacar el tema del terreno de la neutralidad política y en Sonora dos o tres morenistas se han lanzado contra el decreto de la gobernadora argumentando que es inconstitucional.

Si es una estrategia de Morena, hay que decir que enviaron a los menos preparados, aunque también cabe la posibilidad de que no sea una línea política dictada por el partido, sino simplemente el pataleo de esos personajes que en las organizaciones políticas suelen irse por la libre creyendo que quedan muy bien. En la jerga se les conoce como ‘pendejos con iniciativa’, pero en este espacio no damos cabida a ese tipo de descalificaciones, así que los dejaremos en calidad de muchachos inquietos. Afortunadamente son los menos.

 

II

A lo largo de estos aciagos días de epidemia hemos asistido a una suerte de espectáculo político en el que han menudeado las declaraciones desafortunadas, irresponsables y otras francamente pendejas, por no decir más feo.

Pero el que se voló la barda ayer fue el gobernador de Puebla, Maximino Barbosa. Ya no sé si se trata de involuntarios deslices, de una incursión en la comedia ‘standupera’ o de una estrategia bien elaborada para dilapidar el bono democrático o concitar el escarnio de la gente, pero cualquiera que sea el caso, lo están haciendo muy bien.

El gobernador poblano sostuvo que el Covid 19 sólo afecta a los ricos y los pobres ‘somos’ inmunes. Enfatizo lo de ‘somos’ porque el señor se incluyó en ese estrato social aun cuando hace poco compró la casa que fuera del ex presidente Miguel de la Madrid en Coyoacán, valuada en unos tres millones de dólares, aunque él asegura que le costó 10 millones de pesos.

Lamentable.

Mención aparte merece don Ricardo Benjamín Salinas Pliego, que calificó como equivocada la estrategia de quedarse en casa y advirtió que su consecuencia inmediata será la crisis, el caos y el saqueo. Argumentó que la pandemia no es tal letal y si bien causará algunas muertes, éstas serán de adultos mayores y personas con problemas de salud.

El discurso de quien aparece como uno de los principales (si no es que el principal) beneficiario del nuevo gobierno lópezobradorista que le ha permitido incrementar groseramente su fortuna en apenas 15 meses, da para mucho y el espacio se termina. Luego volvemos sobre este tema.

 

III

Una buena reunión la que se llevó a cabo en Ciudad Obregón entre el alcalde Sergio Pablo Mariscal y diputados de la bancada de Morena, encabezados por Martín Matrecitos, quien por cierto envió un mensaje conciliador en el sentido de que no es tiempo de protagonismos estériles, sino de jalar parejo con los alcaldes de su partido.

La reunión tuvo como finalidad acordar acciones en una agenda de gestiones para reorientar recursos estatales que se apliquen en obra pública, señaladamente pavimentación y drenaje que son dos de los rubros en lo que la ciudad se ha venido rezagando históricamente.

El mensaje de Matrecitos, trascendió, se escuchó fuerte por rumbos del Congreso del Estado donde despacha la coordinadora parlamentaria de Morena, Ernestina Castro, que ha estado interfiriendo en algunos asuntos no sólo de Cajeme, sino de Navojoa, pero no para ayudar sino para estorbar. Dicen que también tuvo como destinatario al regidor Rodrigo Bours.

También me puedes seguir en Twitter @Chaposoto

 Visita www.elzancudo.com.mx

 

Dejar un Comentario