Compartir
Fiestas del Pitic virtuales. Ya volveremos a abrazarnos en las calles

Fiestas del Pitic virtuales. Ya volveremos a abrazarnos en las calles

Por Arturo Soto Munguía

Todo mundo habla de la ‘nueva normalidad’ pero bien a bien, nadie sabe de qué se trata; qué es, cómo abordarla. Vamos por ahí, machete en mano, desbrozando un camino desconocido sin saber lo que está adelante.

Sabemos, eso sí, que el Covid19 llegó para quedarse y tendremos que lidiar con él para siempre, o por lo menos durante muchos años. Que nos obligará a cambiar hábitos y rutinas, a replantear las reglas de convivencia social y a modificar hasta las formas más elementales de relacionarnos con la familia, conocidos y desconocidos.

A reconsiderar el espacio público donde se solaza el espíritu gregario ya en un concierto, en un partido del deporte favorito, en el teatro y el cine; en las plazas y las calles. Pero también a reconsiderar el espacio privado donde florece el amor y el afecto y las pasiones.

Todavía no llegamos, por ejemplo, al tiempo de las campañas electorales pero es obvio que desde ahora nadie está pensando en las concentraciones masivas, los acarreos, el mitin, la marcha y el plantón sin preguntarse cómo detectar un solo caso que podría viralizar el contagio.

A lo que sí llegamos ya, por lo menos en Hermosillo, es a la cancelación del evento cultural más importante del año, que usualmente contabilizaba decenas de miles de personas poblando el centro histórico, deambulando de un foro a otro, conviviendo y ‘combebiendo’ en el goce del espectáculo lúdico. Ya con la música y las voces; ya con el teatro y la poesía y la literatura y los rituales ancestrales o posmodernos; la pintura, la fotografía…

Las Fiestas del Pitic comenzaron en 2003 y desde entonces se habían llevado a cabo ininterrumpidamente para celebrar el aniversario de Hermosillo, consolidándose como un magnífico foro para el despliegue del talento internacional y local, pero sobre todo para la socialización en una fiesta colectiva donde convergen todas y todos sin distingos y (casi) sin prejuicios.

Pero llegó el Covid19 y su nueva normalidad. La calle dejó de ser un espacio seguro no sólo por la vieja normalidad de violencia y miedo, sino por las reticencias a la cercanía y el abrazo y el toqueteo y el simple saludo. Un estornudo a tus espaldas puede ser el prólogo de una historia que termine en un crematorio.

Pero negar el derecho a la recreación, la cultura, el divertimiento, el goce estético no es opción.

Plausible, entonces, la decisión del gobierno municipal de mantener las Fiestas del Pitic, así sea desde la virtualidad, la transmisión remota, la oferta cultural accesible desde las pantallas.

No será lo mismo, claro que no. Pero muchas cosas no volverán a ser lo mismo después de esta malhadada pandemia.

Ya pasará. Ya volveremos a abrazarnos en las calles. Mientras tanto, hay que consultar la cartelera y ponerle un poco de variedad al Netflix y al Roku, a la convivencia desde el resguardo domiciliario, desde este maldito encierro que a todos nos tiene hartos.

Una de las mejores partes de estas Fiestas del Pitic virtuales es que artistas y creadores, victimas también de la paralización económica, podrán ofrecer su talento desde las transmisiones remotas, recibiendo los apoyos económicos tan necesarios para preservar sus vocaciones.

II

Una sombra de preocupación comienza a cruzar el rostro de las autoridades de salud, las del trabajo y las de economía. De investigadores y académicos; del personal médico y de enfermería que están en la primera línea de combate al coronavirus.

Las expectativas de que los contagios y fallecimientos bajaran en estas fechas, cuando casi se cumplen dos meses del inicio de la contingencia no se han cumplido. Peor aún, las gráficas muestran que el pico de la pandemia ni siquiera se ha alcanzado.

Apenas ayer fue el día con récord de muertos al registrar seis para sumar 73 y 79 nuevos contagios para llegar a mil 037.

Las cifras coinciden con el día en que se supone comenzaría la reactivación gradual, escalonada y progresiva, pero el escenario que mostraron las calles fue de aglomeraciones y relajamiento casi total de las medidas preventivas.

El virus ha llegado a 24 municipios entre los que destacan Hermosillo y San Luis Río Colorado, que suman 589 casos, más de la mitad del total. Nogales, que hace unas semanas no registraba ninguno ya suma 129 y Cajeme comienza a repuntar con 127.

Podría decirse que el comportamiento de la pandemia en Sonora es normal, y hasta menos agresivo que en otros estados, pero los especialistas coinciden en que ese momento en que podríamos ingresar a una nueva normalidad, amenaza con postergarse.

Los llamados de la autoridad a quedarse en casa y extremar medidas preventivas, lamentablemente son desoídos por mucha gente. Las consecuencias están a la vista y si no acatamos esos llamados, la contingencia podría prolongarse más, y causar efectos devastadores.

Es un asunto de conciencia. Aún estamos lejos de la salida. No retemos a la muerte.

III

Desde la bancada de Morena en el Congreso local me hacen llegar algunas precisiones para fundamentar su voto en contra de la reforma electoral que podría retomarse esta semana en la agenda parlamentaria.

De entrada, aseguran que la propuesta de reducir los tiempos de campaña no tiene que ver con la optimización de los recursos, sino porque sienten que sus candidatos (del PRI y el PAN, se infiere) ya tienen demasiado tiempo en campañas de facto, señaladamente, sostienen, Ernesto “El Borrego” Gándara que ciertamente es el que ha tenido una mayor exposición mediática a lo largo del tiempo.

Pero si quisieran reducir gastos hubieran abordado el tema de los topes de campaña, algo que dejan intocado; la campaña de 2015, por ejemplo, tuvo un tope de 95 millones de pesos, lo que consideran un monto muy elevado.

En el tema de las reformas al IEE, sostienen que están buscando mecanismos para colocar en órganos clave, los que ya existen y los que pretenden crear, cuadros afines a sus partidos para controlar el organismo electoral.

Esos son sólo algunos apuntes sobre la fundamentación del voto en contra. Ya veremos qué sucede.

También me puedes seguir en Twitter @Chaposoto

Visita www.elzancudo.com.mx

Dejar un Comentario